Categoría Agua Potable
4 marzo 2014,
 1

Ya hemos mencionado en varias entradas lo malo que puede ser el contacto del agua de los aljibes con el hormigón de el mismo. Así mismo, ya se habló de la mejor y más moderna forma de evitarlo.

Hoy vamos a tratar otra forma de evitar dicha contaminación de agua por los efectos de el hormigón: el recubrimiento con la pintura epóxica.

Aljibe recubierto con pintura epóxica

Qué es la pintura epóxica

Las pinturas epóxicas están compuestas por dos componentes: la resina epóxica y el esmalte epóxico.

Es una pintura de gran durabilidad y resistente a diferentes ataques. Se presenta en dos envases diferentes y se mezcla antes de aplicarse. Se seca una vez mezclados los dos componentes y evaporado el disolvente.

Características

Sus principales características son:

  • Resistencia química. La pintura es resistente a los químicos que puedan encontrarse en el agua como, por ejemplo, el cloro.
  •  Buena adherencia sobre hormigón. La pintura epóxica dura mucho más tiempo que la habitual y es muy resistente a las humedades.
  • Fácil de limpiar. Una vez aplicada y secada la pintura, esta queda sin poros. Esto reduce en gran medida la acumulación de sedimentos y otras partículas que pueda llevar el agua.
  • Previene la aparición de mohos. Los mohos tienden a aparecer en las paredes del hormigón de un aljibe. La pintura termoplástica protege el hormigón evitando la aparición del mismo.

Mantenimiento de la pintura epóxica

Como todas las pinturas, con el tiempo, se diluye en el agua y pierde sus propiedades. Por esta razón, el aljibe debe ser repintado cada cierto período de tiempo.

Los aljibes cubiertos con esta pintura pueden ser barridos fácilmente y aclarados con agua a presión. Durante el proceso pueden ser usados algunos elementos de limpieza y desinfección como podría ser el ozono.

Pintando con pintura epóxica

¿Revestimiento termoplástico o pintura epóxica?

Como mencionamos al principio, en la anterior entrada se trató el tema del moderno sistema de revestimiento termoplástico, sustituto de la pintura epóxica.

Ahora vamos a hacer una pequeña comparación de ambos métodos de protección.

  • Toxicidad – El material termoplástico no transfiere ninguna de sus propiedades (olores, sabores, químicos…) al agua. Por el contrario, la pintura epóxica sí lo hace.
  • Duración – La duración de la pintura epóxica es muy limitada (depende de la calidad de la misma y el agua en si). La duración de un termoplástico es de unos 50 años.
  • Frecuencia de mantenimiento – Los aljibes con recubiertos de termoplásticos necesitan menos mantenimiento.
  • Aparición de mohos – En caso de desgastarse la pintura epóxica, es probable que empiecen a aparecer mohos en las superficies. En el plástico nunca aparece el moho.
  • Control de fugas – Un recubrimiento termoplástico recubre las paredes interiores del aljibe sin dejar ni un solo hueco, lo que aumenta la duración del hormigón antes de que empiecen a aparecer grietas. En caso de aparecer grietas en el hormigón, al no estar el agua en contacto con este, no dará lugar a fugas.

One response on “Recubrimiento de aljibes con pintura epóxica

  1. domingo dice:

    Que producto puedo utilizar para una pequeña fuga que tengo en un aljibe?

    gracias

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR